El chicotén, también llamado salterio o tambor de cuerdas es un instrumento que consiste en una caja de madera alargada provista de varias cuerdas gruesas que se golpean rítmicamente para acompañar a la flauta de tres agujeros (ver a JuanMa en la sección de fotografías), aun se conserva en la zona de los Pirineos, en ambos lados de la frontera, aunque existen datos de su uso en otros muchos lugares como Castilla o Cataluña y Aragón. Parece que era empleado como sustituto del tambor en ciertos lugares cerrados o para determinados toques.

Es un instrumento que no tiene una gran potencia sonora, pero su tonos graves lo hace ideal para acompañar a la aguda flauta de tres agujeros.

ABRIR  AMPLIACION

La construcción tradicional del salterio parte de un bloque de madera en el que se recortan por dentro y por fuera la forma del instrumento y colocarle las tapas. Otra forma mas sofisticada es construirlo a partir de listones regruesados a 3 mm. empleando un molde para darle forma, al igual que los dulcimeres y otros salterios alargados.
Plantearemos las dos posibilidades para que cada cual elija la que más se adapte a sus posibilidades, sin decantarnos por una u otra, ya que si el recortado es más tradicional, y el aspecto final es más ‘auténtico’, suelen salir, en mi opinión, instrumentos mas pesados y con algo menos sonoridad. Además si no se disponen de herramientas adecuadas es muy costoso. El proceso de doblado es más largo en el tiempo, hay que hacer el molde y lleva mas piezas encoladas, el instrumento suele ser más ligero y puede mejorarse la sonoridad. Su aspecto final es menos rústico. Aunque depende como se haga uno u otro. También podemos tomar de cada método lo que más nos convenga y darle rienda a nuestra imaginación.

Juanma tocando el chicoten y flautaChicotenEl chicotén, también llamado salterio o tambor de cuerdas es un instrumento que consiste en una caja de madera alargada provista de varias cuerdas gruesas que se golpean rítmicamente para acompañar a la flauta de tres agujeros (ver a JuanMa en la sección de fotografías), aun se conserva en la zona de los Pirineos, en ambos lados de la frontera, aunque existen datos de su uso en otros muchos lugares como Castilla o Cataluña y Aragón. Parece que era empleado como sustituto del tambor en ciertos lugares cerrados o para determinados toques.

Es un instrumento que no tiene una gran potencia sonora, pero su tonos graves lo hace ideal para acompañar a la aguda flauta de tres agujeros.

VER CROQUISMATERIALES: Madera de diversos tipos, pino, cedro, haya, nogal, en función de nuestras posibilidades y según medidas que veremos mas adelante. Cola de madera (Hideglue, Titebond o de conejo o si no es posible cola banca de carpintero, aunque es peor para la acústica, * (ver colas en sección Materiales).

HERRAMIENTAS :Las propias de carpintería , en función de nuestras posibilidades. Sierras grandes, escofinas, limas planas y cuadradillos, lija...
* (Depende de la exigencia que tengamos sobre nuestro trabajo, la calidad de madera y los resultados que queramos obtener. ).

ABRIR  AMPLIACION

La construcción tradicional del salterio parte de un bloque de madera en el que se recortan por dentro y por fuera la forma del instrumento y colocarle las tapas. Otra forma mas sofisticada es construirlo a partir de listones regruesados a 3 mm. empleando un molde para darle forma, al igual que los dulcimeres y otros salterios alargados.
Plantearemos las dos posibilidades para que cada cual elija la que más se adapte a sus posibilidades, sin decantarnos por una u otra, ya que si el recortado es más tradicional, y el aspecto final es más ‘auténtico’, suelen salir, en mi opinión, instrumentos mas pesados y con algo menos sonoridad. Además si no se disponen de herramientas adecuadas es muy costoso. El proceso de doblado es más largo en el tiempo, hay que hacer el molde y lleva mas piezas encoladas, el instrumento suele ser más ligero y puede mejorarse la sonoridad. Su aspecto final es menos rústico. Aunque depende como se haga uno u otro. También podemos tomar de cada método lo que más nos convenga y darle rienda a nuestra imaginación.

- Pincha sobre los gráficos de la izquierda para ver el despiece de cada forma de realización -

ABRIR  AMPLIACION

CAJA

Vaciado interiorA. METODO TRADICIONAL - RECORTADO

1. Con la forma de la mitad del Instrumento tal y como se muestra en la figura realizaremos una plantilla en cartón o madera de 3mm. (Ocume contrachapado)

2. Sobre una pieza de madera, no muy dura, como por ejemplo cedro o Pino Oregón (Mejor el primero) de 100 cm X 20 cm X 8 de ancho trazamos la forma exterior, protectores del clavijero incluidos (esa especie de cuernos) del instrumento y procedemos a recortarla. En una carpintería nos pueden ayudar, pues poseen sierras de cinta grandes que harán los cortes con gran facilidad. Si no con una caladora de hoja larga o sierras manual de cortar curvas y mucha paciencia.

3. A continuación trazamos el corte de la parte interior, 1 cm por dentro de la caja, en las laterales y 3 o 4 en la superior(clavijero) e inferior(cordal) tal y como indica la figura y lo recortaremos. Nos podemos ayudar de taladros a lo largo de todo el perímetro del dibujo y luego unirlos mediante una sierra de calar o manual (si tenemos ánimo y tiempo), También se puede hacer con una sierra de cinta, pero tendríamos que dar un corte en la pared o en la base para introducirla, este corte luego habrá que encolarlo.

4. Mediante la escofina de media caña y las limas, igualaremos el grosor de la pared dejandola de 1 cm o menos si es posible, aunque es arriesgado. Por último lijaremos por dentro y por fuera hasta que esté bien igualado.

Taladros y corte

5. Entre los dos protectores del clavijero, marcaremos los seis agujeros de las clavijas, en dos filas, alternando la posición, practicaremos a continuación taladros de 0,8 mm y con una lima cuadra, de las que decrecen del centro a los extremos y de tenga en tornoClavijero a 1,5 cm de cuadradillo en el centro, la introduciremos en cada agujero, girándola hasta que haga el cono de la clavija, en todos los agujeros la lima debe de penetrar aproximadamente la misma longitud, es preferible no excederse y esperar a hacer las clavijas para, nuevamente con la lima, realizar los ajustes finales y que todas queden a la misma altura.*(Este proceso es mejor hacerlo cuando tengamos ya las clavijas, para así buscar el ajuste con éllas).

6. Las tapas son dos tablas de pino oregón, arce u otra madera blanda y veteada (cuanto menos resinosa mejor), regruesada a 3 mm. Y de igual forma que la caja del instrumento ( incluidos los protectores) . En una de ellas, la superior, realizaremos los orificios de salida de sonido, en muchos chicotenes tradicionales consiste en dos simples agujeros redondos de 8 a 10 cm de diámetro colocados a la altura de los ensanchamientos y con algunas decoraciones al fuego, otros presentan diversos dibujos calados, hechos con sierras de marquetería y dependiendo de la habilidad e imaginación del constructor: rosas de seis puntas o filigranas mas o menos complicadas. Algunos he visto con grabados del mismo tipo en la parte central de la caja a modo de decoración.

Tapa. Orificios salida sonido

7. Las tapas se encolan sobre las paredes mediante cola de madera (de las indicadas) siguiendo en cada caso las instrucciones de preparación de cada tipo, (las naturales se preparan por ejemplo, en agua al baño María (ver materiales)) y se coloca pesos o gatos hasta que ésta fragua,. Hay quecomprobar que la cola está bien distribuida y no falta en ninguno de los puntos de contacto, así como que la presión es homogenea y se reparte por toda la superficie a encolar. Es preferible que las tapas sean algo mayores que la caja, de forma que cuando la cola seque podamos limar el sobrante hasta ajustar.

8. Por último, en la parte inferior, atravesando las tapas y la pared del cordal, practicaremos 6 agujeros equidistantes de aprox. 3mm. donde se sujetarán las cuerdas.

9. Ajustaremos limando los excedentes de los bordes de las tapas y lijaremos convenientemente toda la superficie con lija de madera mediana y fina hasta dejarlo bien pulido y las aristas suavizadas.

PUENTES

1. En el caso del método recortado, será necesario elaborar dos puentes, el inferior, irá colocado, pero sin encolar a unos 3 cm. del cordal. Consiste en una pieza de madera dura, de unos 1 cm. de largo por 1,5 de ancho en la base y 3 de alto, se hará de forma decreciente , y el apoyo de las cuerdas en la parte superior redondeado o afilado. Aunque no es necesario, se puede practicar una ranura en toda su longitud en la que se insertará un puentecillo de hueso de 12 cm de largo por 2 mm. de ancho y 2mm. de alto que servirá de apoyo a las cuerdas, también vale un trozo de madera dura, una tira de alambre o de traste de guitarra.

2. En el método de doblado, el mismo cordal tiene la forma adecuada para servir de puente, bastaría con insertar la tira de hueso o alambre, o bien prescindir de ella redondeando o afilando la zona destinada al apoyo de las cuerdas.

3. El puente superior, cercano al clavijero consta de dos piezas de madera, unidas entre sí o bien separadas. La base es una tablilla de unos 15 cm de longitud, 4 cm de ancho y aprox. 2 de alto. Para seguir una forma armónica con la del clavijero, sus extremos suelen tomar una forma curva hacia el clavijero.

Puente

4. La otra pieza es un listoncillo de madera dura que se coloca sobre la base de unos 12 cm de largo, por 1 de ancho y 1 de alto, ligeramente redondeado en una de sus caras, lugar destinado a apoyar las cuerdas, como en los otros casostambién puede rematarse con una tira de alambre o traste de guitarra.

5. Es habitual que sobre la base del puente, y una por cada cuerda se coloquen unas piezas de alambre u hierro fino en forma de U invertida, de 4 cm. de largo x 1 cm de ancho, de forma que la cuerda pase entre ésta y el puente, las ‘patas’ de la U se introducen por sendos agujeros de exactamente el mismo grosor que el alambre practicados sobre la base, a la derecha e izquierda de la cuerda, pero ajustadas de tal manera que encajen y puedan deslizarse para introducirlos o extraerlos a voluntad. Con ello se consigue un sonido de ‘bordón’ cuando la cuerda vibra y choca con el hierro, si no queremos este efecto, basta con deslizar hacia afuera el hierro hasta que la cuerda no toque al vibrar.

6. El puente no suele encolarse a tapa armónica, y así puede deslizarse para ajustar la afinación.

7. Se puede añadir justo en el borde del clavijero con la tapa un protector para apoyar las cuerdas y no se rocen al tensarlas o destensarlas con la arista, se hace de una pieza de madera dura con la forma del borde del clavijero de aprox. 1 cm de anchura y 0,5 cm de altura y las aristas y superficies bien redondeados y pulidas.


CLAVIJAS

1. Las clavijas deben de ser gruesas, pues las cuerdas así lo son y la tensión a que están sometidas es grande, Constan de dos partes : La vara, parte que encaja en el clavijero y aloja a la cuerda y la pala parte por la que se sujeta para girarla. Se pueden hacer a torno, limando luego la forma de la pala o bien a mano, mediante cuchilla, lima y lija

2. La vara de la clavija (parte que encaja en el cordal y enrosca la cuerda) será cónica, de unos 8 cm. de larga, y 0,8 de ancha en su parte más estrecha y aproximadamente 1,2 en la ancha, éstas medidas son aproximadas y deberán ajustarse al los conos de los orificios del clavijero.

3. Por encima del clavijero han de quedar unos 3 cm, y en la parte superior, cerca de la pala, se practica un agujero pasante de unos 2 o 3mm. para introducir la cuerda.

4. La pala puede ser de dos formas, ancha y plana, o de sección cuadrada.

5. La primera de unos 2 cm. de ancho por 2 cm. de alto y 0,5 cm. de grueso, aumentando éste a medida que nos acercamos a la vara. Estas medidas debemos adaptarlas, de forma que nos sea cómodo accionarla pero que las palas de las seis clavijas no choquen entre sí una vez colocadas.

Llave de clavijas6. Las segundas, tiene la pala en forma de cuadradillo de aproximadamente 1 cm. de lado y 3 cm de largo. Para accionarlas necesitamos una llave que se realizará con un tubo metálico de unos 7 cm de longitud al que introduciremos en su interior un cuadradillo metálico de medida algo menor que la pala por uno de sus extremos y golpearemos lateralmente hasta darle forma probando que encaje bien en las clavijas, si es necesario limaremos éstas.Una vez terminado, en el otro extremo taladramos e introducimos transversalmente una varilla metálica para hacer la palanca.. Quedasrá en forma de cruz.

7. Las clavijas se colocan en los agujeros, girándolas, bien con la mano o con la llave, a la vez que presionamos suavemente, hasta que alcancen su sitio definitivo.

BASTON

1. El bastón o baqueta se hace a torno o a mano a partir de un cuadradillo de madera de unos 30 cm de largo por 2 cm de cara, o un redondo de 2 cm de diámetro.

Baston

2. Hasta la mitad de su longitud es de forma cilíndrica de 1 cm de diámetro y su extremo redondeado, es la parte destinada a golpear a las cuerdas y se suele forrar con fieltro fino o gamuza pegada, para suavizar el golpe. La otra parte es el mango e irá aumentando hacia su extremo en donde puede llevar un taladro por el que se introduce un cordón para sujetarlo a la muñeca. O al instrumento cuando no dese toca. El mango puede decorarse con formas torneadas o talladas.

Bastón

MONTAJE DE LAS CUERDAS

1. Las cuerdas han de ser gruesas, entre 1,8 y 2 mm. y aún más aunque dependerá del tono que queramos obtener, pero, puesto que es de acompañamiento, deberán ser graves. Se suele afinar en las notas tónica y dominante de la flauta de tres agujeros que acompañe, bien en su octava o en otra mas baja (esto es muy relativo, pues en el mundo tradicional las afinaciones son muy variables).Cuerdas

2. Tradicionalmente las cuerdas eran de tripa, aún se pueden encontrar en algunos fabricantes e incluso emplear las de raqueta de tenis de éste material (los venden por rollos de 10 mt en las tiendas de deporte), también se pueden emplear de nylon grueso, de raqueta de nylon o de cordón de desbrozadora de jardín (en ferreterías). Un sonido mas fuerte y metálico darán las cuerdas 5ª y 6ª de guitarra, personalmente no me gusta mucho, pero es una posibilidad.

3. Se hace un nudo en un extremo de la cuerda que servirá de tope y la introduciremos por el otro extremo en los agujeros del cordal, si el nudo no es suficientemente grueso para que haga de tope podemos introducir una pequeña arandela.

4. Colocamos los puentes y pasamos las cuerdas sobre ellos, e introducimos el otro extremo en el agujero de la clavija, girando esta hastaque este algo tensa. A lo mejor es necesario anudar también el otro extremo de la cuerda.

Cordal5. Colocadas las seis procederemos a afinarlas convenientemente. La afinación del salterio es por quintas y depende de la afinación de la flauta que lo acompañe. Por ejemplo, si la flauta está en Do, se afinarían las seis cuerdas así: Do-Sol-Do-Sol-Do-Sol Si esta es en Re, sería Re-La-Re-La-Re-La. El salterio da un ritmo con "bordón" ó nota pedal que apoya a la melodía de la flauta. Algo así como lo que el roncón de una gaita de fole hace al puntero, pero con ritmo.

Para tocar el chicotén se sujeta con el brazo izquierdo contra el pecho y a la vez que se toca la flauta, con la derecha se golpean las cuerdas marcando ritmos. En ocasiones, por comodidad es conveniente añadirle unas correas para sujetarlo al cuerpo.